IGNACIO LOYOLA SIN TEMOR A ENFRENTAR AL PRESIDENTE

“Tenerle temor al presidente es ser cobarde, yo no soy cobarde”


El exgobernador de Querétaro y hoy diputado federal, Ignacio Loyola Vera confía con seguridad en que el Partido Acción Nacional (PAN) tiene posibilidades de ganar la elección presidencial del 2024 a Morena y al presidente Andrés Manuel López Obrador. Un proceso en el que adelantó que ninguno de los perfiles que ha posicionado Morena llegará a la boleta, pues sólo son “corcholatas”.

El legislador panista reconoció en entrevista exclusiva con Andrés Estévez que, con la forma de gobernar de López Obrador, aquella frase que declaró en campaña “estamos cerca de perder la libertad y la vida”, hoy es una realidad porque las condiciones que vive el país y la polarización que genera el presidente no permite que haya voces en su contra.

“Una cosa que dije en mi campaña y puede sonar exagerado, estamos cerca de perder la libertad y la vida, hoy estamos muy cerca de eso. No podemos permitir que una persona le siga haciendo esto al país”, argumentó Loyola Vera sobre el actuar de Andrés Manuel López Obrador.

El queretano dijo no tener miedo que sus declaraciones le pudieran traer consecuencias, pues aseguró que es necesario enfrentar al presidente porque no se puede permitir que se siga afectando al país.

“Me tunden, pero también me apoyan, nadie es monedita de oro en la política. Tenerle temor al presidente es ser cobarde; si alguien te está lastimando y agachas la cabeza eso es ser cobarde, yo no soy cobarde”

Sobre las posibilidades de la oposición, particularmente de su partido, para ganar la silla presidencial, el político consideró que es necesario explicarle de la forma más sencilla posible al pueblo cuál es el proyecto de nación que se tiene y qué se piensa hacer por el país.

“Todo es cuestión de hacer un buen proyecto de gobierno para recomponer lo que está descompuesto”, dijo el panista quien recomendó que ese proyecto no debe ser un compilado de miles de páginas sino resumir en tres cuartillas qué es lo que vas a hacer por el país.

“Respetar la ley, que quien comete un delito lo va a pagar, como lo hicimos en Querétaro”, añadió.

Sobre los perfiles que ha posicionado Morena como potenciales candidatos a retratarse en la boleta, Loyola aseguró que no cree que ninguno de ellos alcance a ser candidato pues son usados por el presidente para engañar, los usa como “corcholatas” y nada más.

“Yo sí creo que no será ninguna de las corcholatas, el presidente engaña con la verdad, si puso esas corcholatas es porque es basura, eso no vale nada, es más ya ni se destapan sino se les da vuelta. Engaña con la verdad, ninguno de esos tres va a ser su candidato. Quién suponía que la Secretaría de Educación sería la persona que nombro (Leticia Ramírez Amaya), Como se mueve el presidente podría ser (su esposa) una opción, o su hijo Andrés, o algún mando militar ya que le gusta tanto la militarización”, consideró el panista.

Loyola Vera insistió en que la oposición debe seguir trabajando por recuperar al país y arreglar lo que el sexenio de Morena “esta desarreglando”. Señaló que las encuestas de popularidad y preferencia no son más que estadísticas que retratan una parte, pero no toda la realidad, por lo que no son reflejo fiel de lo que piensan y sienten los mexicanos.

“El presidente va caminando hacia una autocomplacencia que lo tiene cegado, no escucha, solo habla. Es una persona que busca pretextos y este presidente se la vive buscando culpables y buscando pretextos. Es una persona que nunca ha trabajado; votamos con el hígado. Se votó con el hígado, no porque el señor sea el iluminado”, dijo a Andrés Estévez sobre la popularidad que las encuestas reflejan sobre el presidente.


UN PANISTA DISTANCIADO

Ignacio Loyola Vera reconoció que fue el dirigente nacional del PAN, Marko Cortés quien lo escuchó y atendió su petición para buscar la candidatura por el Distrito III federal de Querétaro en el pasado proceso electoral. Así fue como “revivió” en la política.

“Un poquito yo mismo, busqué la posibilidad de ser candidato y por supuesto Marko Cortés quien me escuchó. Además del grupo de exgobernadores que nos reunimos, casi todos los primeros gobernadores de cada estado, y ellos en plática con Marko Cortés dijimos que dos queríamos participar. Sé que no fue sencillo ponerme como candidato”

Distanciado de algunos sectores de la militancia panista por cuestiones personales, como con el exgobernador Francisco Garrido Patrón, o también con el propio exgobernador Francisco Domínguez Servién.

“Qué no era tan buena tu relación con Pancho Domínguez?”, preguntó Andrés Estévez; “¿Tú qué crees?”, respondió el panista.

“yo te diría que Pancho se equivocó, porque sé de buena fuente que él dice que yo apoyé al PRI (en la elección en la que Roberto Loyola contendió por la gubernatura contra Francisco Domínguez); yo hice lo mínimo indispensable por mi hermano, porque es mi hermano, y te voy a decir una cosa, si yo me hubiera entregado a la política y al PAN cuando entré a la gubernatura, hoy estaría solo en este mundo, la familia es la familia y quien no lo entiende así está equivocado. El que se mete con uno se mete con todos, no te voy a decir que vamos a partirle ‘la mandarina en gajos’ porque no. La vida se encarga de castigar a cada quien”, explicó Loyola Vera.

Para el panista Ignacio Loyola Vera, su hermano Roberto Loyola (quien fue funcionario en el gabinete de José Calzada, expresidente municipal de Querétaro, y excandidato a la gubernatura) es su hermano independientemente de la ideología política, y por encima de todo eso, la familia siempre estará primero.

“La gente que te lastima déjala por un lado y sigue tu camino. Hay gente que guarda enconos para siempre, yo no. Yo vivo feliz. Yo jamás juzgaría a un hijo por lo que dijo su padre”, dijo esto sobre el arquitecto Antonio Calzada y el exgobernador José Calzada.

El panista afirmó que él no guarda rencores y vive feliz.

Visto 94 veces