70 AÑOS DE HISTORIA GALLOS BLANCOS

Corría el 1949 cuando se abrió la convocatoria a varias plazas del país para conformar la segunda división profesional. En Querétaro, la tarea la realizaron don Alfonso ¨Pachin¨ Niembro, en ese entonces presidente de la Asociación Queretana de Futbol, y Raúl Ayala, representante ante la Federación. El equipo campeón de un torneo local sería el representante queretano en la liga de plata.

El 8 de julio de 1950 se fundó el Club Querétaro A.C., integrado en su mayoría por jugadores del equipo ¨Piratas¨ apuntalados por algunos futbolistas de otros conjuntos. Ahí jugaban los hermanos Zamora, Francisco Vega, José Roiz, Abraham González, Fernando Velázquez, Manuel Martínez, Guillermo Medina y Francisco Vega, entre otros. Cuentan los de la época que decidieron por un uniforme todo en blanco -porque era el más barato- con una letra “Q” a la altura del corazón.

Para 1954 el técnico del Querétaro, Felipe Castañeda, junto a Ezequiel Rivera, presidente del equipo, decidieron que los jugadores salieran a la cancha cada uno cargando a un gallo blanco, y con ese hecho nacieron los Gallos Blancos de Querétaro.

La década de los 60 representó consolidar el proyecto del futbol en Querétaro no sin antes encontrar obstáculos en el camino, particularmente con las cuestiones económicas y de arbitrajes en contra. Para 1967 se dio el debut de un joven jugador avecindado en el barrio de Santa Ana desde el 27 de junio de ese año y hasta octubre de 1977: Silvano Téllez, quien anotó 300 goles con la camiseta del Querétaro en la Segunda División.

En 1977 el Querétaro acarició la gloria de llegar a la Primera División, pero en su camino se atravesó el Atlante en la final, y los Potros ascendieron en el partido definitivo jugado en el Estadio Municipal con una gran bronca al terminar el juego. 

La fusión de los equipos Atletas Industriales y Estudiantes de Querétaro dio como resultado el nacimiento de Atletas Campesinos, un equipo de lucha que rápidamente se metió en el ánimo de la afición local. Su propietario, Armando Presa, confió en la experiencia de Antonio Carbajal, quien desde la tribuna asesoraba al técnico Antonio Ascencio.

En junio de 1980 Campesinos recibió en casa a los Osos Grises de Toluca ante un abarrotado Estadio Municipal en un partido pasado por lluvia, y el empate a cero albergaba pocas esperanzas para el encuentro definitivo a celebrarse en La Bombonera. La fiesta mexiquense estaba preparada e incluso se comenta que el trofeo de campeón ya tenía grabado el nombre del cuadro local; un pequeño grupo de aficionados acompañaron al equipo queretano y eran amedrentados por el lleno.

En la cancha, la lucha se tornó del lado de Campesinos, sendas anotaciones de Carlos Cerritos y Jorge Gaspar le dieron forma al 2-1 final que le daba a Querétaro su primer ascenso al máximo circuito del futbol nacional. Es ese quizá el primer momento de gloria del balompié local.

Campesinos transitó dos temporadas en Primera División, con grandes jugadores como Leonardo Cuéllar, Italo Estupiñán, Walter Gassire, Cándido, Gerolami aunque sin poder conseguir el pase a la liguilla. Situaciones de índole económica y una persecución contra Armando Presa por parte de la Femexfut lo orillaron a vender la franquicia al sindicato petrolero, que se llevó el equipo a Tampico.

En la temporada 1983-1984 los Gallos Blancos, entonces propiedad de la Universidad Autónoma de Querétaro, ascendieron junto al Santos de la Laguna de la Segunda División B a la A.

1985 marcó un antes y un después en la historia del futbol queretano, llegó el Mundial a Querétaro. Siendo gobernador Rafael Camacho Guzmán, se construyó el Estadio Corregidora, inaugurado el 5 de febrero de 1985 con el partido entre México y Polonia, convirtiéndose Tomás Boy en el primer anotador en un partido que terminó 5-0 como parte de un cuadrangular que complementaron Suiza y Bulgaria.

Para 1986 la fiesta de la Copa del Mundo llegó a casa con el llamado “Grupo de la Muerte”, integrado por Alemania, Uruguay, Escocia y la sensacional Dinamarca. La segunda fase aterrizó a España en Querétaro, que en una tarde bañada de sol le metió 5 goles a los daneses para eliminarlos; esa fue la gran jornada de Emilio Butragueño, quien anotó en 4 ocasiones sin imaginar que años después llegaría a jugar con los vecinos del Celaya.

Para la temporada 1986-87 las llamadas “Cobras de Querétaro” ascendieron a la Primera División, dejando en el camino al Pachuca, pero ese equipo propiedad de Televisa nunca fue competitivo y descendió al obtener sólo 31 puntos en 40 partidos.

A la par de ese torneo, pero en la Segunda División, los Gallos Blancos de la UAQ llegaron a la gran final por el ascenso. En el juego de ida empataron a cero en la casa de los Correcaminos de la UAT el 10 de mayo de 1987. Sin embargo, a su regreso a casa un accidente carretero del autobús en que viajaban costó la vida de los jugadores Gerardo Orona, Agustín Jiménez y René Montalvo, vecino de la colonia Burócrata.

En una inexplicable e injusta decisión, la Femexfut le dio a Gallos un mes para recuperar jugadores lesionados y jugar el partido de vuelta en el Corregidora el 20 de junio, encuentro en el que el empate a uno obligó a un tercer partido en la cancha del Estadio Azteca 3 días después; ahí, el cansancio físico y moral decidió el ascenso en penales a favor del cuadro tamaulipeco.

En 1988 Querétaro tenía dos equipos en Segunda División: los Gallos y el Querétaro FC, mismo que dos años después, de la mano del empresario José Antonio García, jugaría en Primera División gracias a la compra de la franquicia del Tampico Madero.  A ese equipo lo dirigió Ricardo Lavolpe y tenía en sus filas a jugadores como Rubén Omar Romano, Miguel Herrera y Wilson Graniolatti.

Luego el equipo pasó a ser propiedad de la familia queretana Vázquez Mellado con la dirección técnica de Tomás Boy, quien en el primer torneo evitó el descenso. Sin embargo, en el siguiente el conjunto que ya vestía una camiseta a rayas verticales en azul y negro se quedó a un punto de la Universidad de Guadalajara y descendió cuando su entrenador era Carlos de los Cobos.

Para 1999 los Gallos Blancos comienzan a jugar con el nombre oficial de Querétaro Futbol Club.

El nuevo siglo trajo mas contrastes, con grandes glorias y muchas desventuras; después de permanecer en el máximo circuito tras adquirir la franquicia de La Piedad, los Gallos descendieron sacrificados por la federación de futbol que decidió reducir el número de equipos de 20 a 18.

Con nuevo propietario y tras lograr el ascenso en el 2006, la afición sufrió otro doloroso descenso tras la derrota en el último partido de la liga contra el Atlas y la victoria del Santos Laguna, su más próximo rival en el descenso, sobre el Cruz Azul quedando los cocientes de 1.0808 de Querétaro contra 1.147 de Santos.

En el torneo Apertura 2008 salió campeón venciendo al Club Irapuato por un global de 2-0, con esto ganó el derecho a jugar la final de ascenso hacia la Primera División Nacional en contra del Mérida, campeón del torneo Clausura 2009. El 30 de mayo de 2009 se convierte en campeón de ascenso, tras derrotar en penales 7-6, a los Venados, lo que le dio el pase de nueva cuenta a la Primera División del fútbol mexicano.

En el Clausura 2013, Gallos estaba en la disputa por el no descenso al principio de la temporada contra el equipo del Atlas de Guadalajara; pero debido al gran paso de los “Rojinegros” en el torneo, el cuadro queretano luchó jornada a jornada para salvarse. A pesar de haber hecho quizá uno de sus mejores torneos en su historia como franquicia en su paso por la Liga MX, en la jornada 16 tras haberse consumado el empate a uno del Puebla (su rival directo en el descenso) ante el Atlas de Guadalajara en los últimos minutos del encuentro, los Gallos Blancos del Querétaro descenderían por tercera vez en su historia, a pesar de haber derrotado 2-1 a las Chivas Rayadas del Guadalajara, lo cual le quitó la posibilidad de haber disputado por segunda vez en su historia la liguilla por el título (terminó el torneo en 8.º lugar, pero por reglamento no pudo disputarla debido a que descendió y su lugar fue ocupado por Monterrey que acabó 9.º de la tabla general) Su último partido de ese torneo fue el 4 de mayo de 2013 en el Estadio Corregidora ante su afición y despidiéndose con una dolorosa derrota ante el Puebla por marcador de 2-3.

El 20 de mayo del 2013, el club de Jaguares de Chiapas fue vendido al Grupo Oceanografía, cuyo dueño era Amado Omar Yáñez Osuna. El club en la junta de dueños anunció, a través de Decio de María, presidente de la FMF, que Jaguares dejaría de existir y se traspasaría a Querétaro.

Para el Apertura 2014 el equipo cambia de dueño debido a los problemas económicos que tenía el club. Actualmente pertenece a Olegario Vázquez Aldir propietario de Grupo Imagen. En septiembre de 2014 la directiva anunció la contratación del astro brasileño, Ronaldo de Assis Moreira, mejor conocido como Ronaldinho

El día 2 de noviembre de 2016 el equipo Gallos Blancos ganó la Copa Mx ante el Club Guadalajara en el Estadio Corregidora; un encuentro que terminó empatado y que se definió en penales. Posteriormente, el año siguiente, ganarían también la Supercopa MX 2017 al derrotar 2-0 al América.

Los históricos de Gallos Blancos - José “El Brujo” López

Allá por los años 60’ José “Brujo” López vestía la camiseta de arquero en los Gallos Blancos, equipo emblemático en la historia del equipo queretano que en su momento coronaron al Querétaro como Campeón de Copa y Campeón de Campeones.

Junto al “Brujo”, en el “4-2-4” como formación, entre la generación de primeros ídolos de los Gallos Blancos de Querétaro se encontraban “el Pingüino” Hernández, “El Cocol” Ontiveros, “La Vieja” Castañón, Saúl Corona, “El Palos” Hernández, “La Morriña” Trejo, Ignacio Silahua, Silvano Téllez.

“Silahua fue el anotador del gol ante Cuautla en el Estadio Municipal obtuvimos el Campeonato de Copa; la siguiente semana fuimos al Seguro Social en Naucalpan, el goleador Silvano Téllez le dio al Querétaro el título de Campeón de Campeones” dirigidos entonces por Víctor Renato Rufo recordó el emblemático arquero en entrevista exclusiva con Andrés Estévez en el noticiero Radar News 107.5 FM

José “Brujo” López recordó las hazañas de los Gallos Blancos y sus compañeros de equipo que forjaron las primeras hazañas del fútbol en la entidad.

“Un gran Club, así, en diferentes épocas, pero un gran Club” subrayó “Brujo” López a la pregunta de nuestro director sobre qué destacaría de Gallos Blancos en el libro de los 70 años de historia.

En su posición, “Brujo” López destacó a Torruco y Marcos Gallardo entre los mejores y más emblemáticos arqueros del Querétaro. Añadido en últimos tiempos Tiago Volpi quien defendió la portería de Gallos en tiempos modernos.

En el marco de las celebraciones por el 70 aniversario de Gallos Blancos, el máximo goleador histórico del Querétaro, Silvano Téllez fue homenajeado con un gran mural en la colonia Palmas en la capital queretana donde actualmente reside.

Silvano Téllez, leyenda viva del fútbol queretano goleador histórico en segunda división - Los históricos del Querétaro.

En 1967 debutó en tercera división del Querétaro, en 1970 ascendieron a segunda división y ahí fue donde se consolidó Silvano Téllez como goleador histórico del Querétaro.

Con una victoria ante el Celaya, el Querétaro subió a la segunda división donde se forjó una historia futbolística que trajo a los aficionados tanto grandes hazañas como penosos sucesos, en parte por las condiciones del equipo queretano que además de falta de apoyos económicos, no se contaba con estadio, o incluso sin el transporte adecuado

Silvano Téllez, en entrevista exclusiva con Andrés Estévez en Radar News 107.5 FM en el marco de los 70 años de fútbol profesional en Querétaro, recordó que hubo momentos muy difíciles pero que se lograron superar “apretándose el cinturón”.

Entre sus anécdotas, recuerda Silvano que la directiva le preguntó alguna vez si querían cobrar su salario o se pagaba la inscripción del Club, obviamente como capitán y a nombre de sus compañeros decidió mantener la inscripción del Club y continuar jugando en la liga.

“Fueron tiempos difíciles para los directivos, también para nosotros fue difícil porque no se cumplían el pago de nuestros sueldos que teníamos en nómina, y ahí andábamos arrastrando la cobija al final de la temporada”

Saul Corona, “El Pingüino” Hernández, Ignacio Silahua, Juan Tancredi son solo algunos de los compañeros que recuerda Silvano Téllez entre los jugadores con quienes forjó una de las más potentes alineaciones del Querétaro. Así como Humberto Bucheli, Víctor Renato Rufo y Luis Grill entre sus entrenadores favoritos.

La leyenda viva del futbol mexicano recuerda que el legendario arquero Miguel Marín, luego de ser entrenador de Gallos Blancos se disculpó personalmente con Silvano con quien no hubo química y que hizo pasar a Silvano la temporada más dura como jugador.

“Me saluda y me dice, Silvano contigo quiero platicar. Vengo únicamente a pedirte perdón, me porté muy mal contigo, no sé que me pasó, qué sentí cuando me dijeron que eras la estrella de Gallos Blancos” recordó el centro delantero de Gallos quien precisó además que tres meses después falleció Marín víctima de un infarto fulminante.

Entre sus mejores goles, Silvano recuerda que aún con un fuerte golpe en la nariz, decidió seguir jugando ante el Cuautla con quien se disputaban el liderato de la tabla. A dos minutos de concluir el partido y empatados a un gol, Silvano se sacudió al doctor Miguel Gutiérrez y pese a la recomendación del médico entró a jugar para rematar un tiro de esquina que convirtió en gol y le dio la victoria al Querétaro.

“Se permitía andar todo ensangrentado, le pedí permiso al árbitro, y que veo el centro y digo -este es mío, este es mío- y se lo clavo al portero porque se pasó,  y ganamos”

Como aficionado y futbolista, Silvano considera entre los mejores jugadores de Gallos a Camilo Sanvezzo, William Da Silva, Tiago Volpi, Mauro Gerk, Margarito González y Marco Jiménez.

Sobre Ronaldinho, estrella mundial del fútbol que en sus últimos años de carrera vino a Querétaro, Silvano reconoció que “él venía única y exclusivamente a vivir a disfrutar, que fue un jugadorazo increíble, le dio vida internacional a Gallos”

A pregunta expresa sobre si lo contrataría para Gallos, Silvano Téllez respondió tajante “sí”.

Silvano Téllez jugó profesionalmente desde el 27 de junio de 1967 -año en el que debutó en un partido contra el Puebla- hasta la fecha de su retiro el 12 de octubre 1977, siempre vistiendo los colores del club con el cual hizo historia como su mejor delantero debido a sus 300 goles.

A 70 años, los históricos del Club Querétaro - Victor Muñoz, directivo apasionado personaje clave de Gallos Blancos de los finales de los años 70 y 80.

Uno de los presidentes más longevos en la directiva del Club Querétaro, Víctor Muñoz logró mantener el fútbol en Querétaro más por un amor al Club que por un rentable negocio ya que en aquellas épocas no daba para ganar lo que ahora se puede ganar como Club de fútbol.

Pedro Zaldumbide fue parte importante del Club. Fernando Vega, el papá del gol, se incluyó en Gallos Blancos a jugar pese a no cobrar un peso, después se convirtió en directivo; Lalo Uresti originario de Monterrey llegó a Querétaro para aportar sus buenas relaciones; Miguel Gutiérrez, Jaime Foyo, Gabriel Ballesteros.

Juntos hicieron un grupo que aportó las bases para que el fútbol en Querétaro pudiera subsistir ya que en aquel entonces no había suficientes retribuciones económicas, al contrario, costaba dinero mantener al equipo; aún y cuando el jugador más caro costaba 12 mil pesos mensuales en aquella época

Son estas condiciones las que destacó Víctor Muñoz, en entrevista con nuestro director Andrés Estévez en el marco del 70 aniversario de Gallos Blancos.

“En aquel tiempo se rescataron los Gallos Blancos, en una aventura que inició con estudiantes y la palabra “rescate” me gusta mucho, un árbol muy frondoso que ahora hacen lo posible por que se seque. (...) Para ellos (los últimos dueños del equipo) Gallos Blancos no significaba nada, buscaban su negocio, en el cual no le pusieron entusiasmo, buscaban su televisora, y otros intereses. Para nosotros Gallos Blancos no es una afición, es una devoción” fue la crítica del exdirectivo.

En aquellos tiempos el récord de venta de taquilla era de 50 mil pesos, el Estadio Municipal no daba para más precisó Víctor Muñoz. Las dificultades económicas se compensaban con un equipo que jugaba muy bien al fútbol.

Gallos logró consolidarse gracias a los jugadores que nacían en la tercera división y que en su hambre por crecer profesionalmente se sumaron al Querétaro en muchas hazañas deportivas.

Una de las anécdotas más recordadas, y polémicas, fue el haber logrado que la actriz y vedette de moda, Sasha Montenegro fuera madrina del Club Querétaro, evento que fue portada y nota nacional.

“Fue un buen golpe publicitario y nos dio mucha presencia, aunque en ese entonces aún no estaba en la cúspide, eso resultó (...) Hicimos la presentación a los medios y en una de ellas llegó el Pato Ríos que sin verla ni conocerla le hizo un uniforme como el de los jugadores”

A raíz de esa situación comenzaron a acercarse a Querétaro varios jugadores que querían jugar en Gallos.

“Fui invitado a ver un entrenamiento del Toluca por Don Nemesio Diez, y ahí pusieron a sus reservas y me dijo -escoge- entonces de ahí vino Patlán, Macias, Elías, ´la ardilla´” recordó Víctor Muñoz sobre el paquete de jugadores que llevaron a Gallos a varias liguillas.

A 70 años de historia futbolera, para Víctor Muñoz el equipo le dio la oportunidad de manejar un equipo y rescatar gente de nivel amateur “muchachos que buscaban jugar no por el dinero sino por representar a su zona, a sus familiares

“Pedro Cortés “el pantera”; Juan Tancredi, Silvano Téllez, y entre los actuales hay muchos que no me atrevo a mencionar a alguno” respondió Víctor Muñoz a la pregunta de nuestro director sobre los jugadores que destaca en la historia del Club.

Visto 305 veces